Cómo conseguir una Limpieza Profesional de Guarderías

Autor   

Cómo conseguir una Limpieza Profesional de Guarderías

Una guardería es uno de los negocios que más necesita poder contar con un servicio profesional de limpieza, ya que se trata de un tipo de centro en el que hay niños, y la prevención e higienización de las instalaciones es fundamental para prevenir infecciones por virus o baterías.

Sabía desde el primer momento que en cuanto decidí embarcarme en el proyecto de crear una guardería iba a tener que contar con muchos gastos adicionales, la limpieza era uno de los principales gastos con los que contaba.

Por otra parte, al principio no sabía todo lo que implica llevar a cabo una limpieza profesional y la de imprevistos que pueden ocurrir.

Por suerte, tenía una amiga que conocía muy bien todo lo que implicaba llevar una limpieza profesional para conseguir un resultado óptimo y más en un centro como el mío, así que me dio una pequeña guía para salir del paso.

Fundamentos Básicos para una Limpieza profesional de una Guardería

Para empezar, no tenía ni idea de que para limpiar una guardería hay que tener en cuenta que no todas las épocas del año son las más apropiadas. De hecho, la mejor época del año para limpiar una guardería es durante los periodos vacacionales, puesto que el centro está vacío en estas fechas y la limpieza resulta mucho más sencilla, sobre todo en las zonas comunes.

Además de llevar a cabo este tipo de limpiezas más intensivas también conviene llevar a cabo una serie de pequeñas acciones para mantener el centro en las condiciones adecuadas.

Desde la ventilación de las estancias, tanto de los despachos como de las estancias comunes es un aspecto de gran importancia antes de empezar las labores específicas de limpieza, porque desaparecerán los olores y el ambiente que esté un poco cargado se aireará.

También, conviene retirar los residuos con asiduidad y eliminar el polvo del mobiliario todos los días y más teniendo en cuenta la frecuente tendencia de muchos niños a todo tipo de alergias.

Sin contar claro con limpiar las manchas de tinta o de cualquier otro tipo que pueda haber sobre el mobiliario. Así como otras zonas, entre ellas, y muy especialmente los baños, vestuarios y comedores. Debemos limpiarlos y desinfectarlos cuidadosamente de forma diaria, ya que son espacios en los que existen muchas posibilidades de que se acumulen desechos, y por tanto agentes patógenos.

También debemos de fregar los suelos para eliminar todas las posibles manchas y suciedad que se van acumulando a lo largo del día.

Lo cierto es que no fui consciente del enorme trabajo que supone la limpieza de un centro como el mío hasta que empezamos a funcionar. Con la ayuda de mi socia íbamos llevando el trabajo sin problemas, hasta que tuvimos un enorme problema al atascarse una de las tuberías produciendo muy mal olor.

Se trataba de un problema que debíamos solucionar lo antes posible, y estaba claro que en este caso debíamos de asumir que íbamos a necesitar ayuda.

Mi socia conocía Limpiezas-limsa, una empresa de limpieza de tuberías y desatascos en Alicante de la que le habían hablado muy bien un par de amigas suyas.

Así que dadas las buenas referencias no dudamos en llamarles para que nos solucionaran el problema Nos recordaron lo importante que es llevar a cabo una buena conservación de las tuberías y que debíamos de realizar limpiezas periódicas para evitar que nos volviera a ocurrir esto.

Por suerte, el problema apareció durante las vacaciones así que no llegó a dar mala imagen, pero son este tipo de detalles cosas en las que no caes cuando empiezas este tipo de negocios y que pueden llegar a resultar determinantes a la hora de tener éxito en el proyecto que estés emprendiendo y más si se trata de un centro como una guardería donde cada detalle cuenta y habla por sí mismo.