Porqué prepararse la prueba de acceso a la universidad para mayores

Autor   

Porqué prepararse la prueba de acceso a la universidad para mayores

En lo que respecta a la educación, estamos en un momento histórico en el que está hablándose de la importancia de tener unos estudios en formación profesional, en lugar de tener estudios universitarios. Esto es una realidad, la formación profesional le ganó la partida a los estudios universitarios desde hace tiempo.

Esto se debe a que la formación profesional permite una inclusión en el mercado laboral mucho más rápida que la que se consigue con una carrera universitaria. Además, los estudiantes han tendido a elegir las carreras universitarias en lugar de la formación profesional, ya que se hicieron promesas que luego no se cumplieron.

Los cursos de formación profesional otorgan una ventaja respecto a las carreras universitarias, son mucho más prácticas y están orientadas a la inclusión al mercado profesional. Para ello se realizan prácticas en empresa mucho antes de lo que se realizan en las carreras universitarias, en las que predomina el conocimiento teórico en lugar del práctico. Esto iba a cambiar con el plan Bolonia, pero una vez más no se ha conseguido dar a las carreras universitarias el aspecto práctico que se demanda.

Pero las carreras universitarias si que contienen elementos que las diferencian profundamente de los cursos de formación profesional. La universidad es una de esas experiencias, que independientemente de que se tenga trabajo o no, deben de ser vividas por las personas que pueden llegar a la universidad.

Y al contrario de lo que se pueda pensar, se puede llegar a la universidad en la edad adulta. Existen programas específicos para ingresar en la universidad, pero mucha gente se hace una pregunta ¿para qué entrar en la universidad si ya tengo trabajo? Pues bien, para especializarse, porque se puede tener trabajo, pero para ascender muchas veces te topas con barreras que se superarían con la obtención de un título universitario, que además da acceso a cursos de postgrado.

En el artículo de hoy vamos a darte motivos para prepararse las pruebas de acceso a la universidad. Estas pruebas de acceso se dividen según la edad, habiendo pruebas específicas para los mayores de veinticinco y, cuarenta  y cinco años. Realmente, no existe límite de edad para entrar a la universidad.

Los motivos que te llevarán a la universidad

Voy a destacar en primer lugar que existe mucha flexibilidad para prepararse las pruebas. Aquel que desee preparar las pruebas puede estudiar después del trabajo, empezando poco a poco y fortaleciendo un hábito de estudio. Además, existen muchos recursos para poder prepararse las pruebas de acceso de manera individual, aunque es recomendable complementar el aprendizaje individual con clases dirigidas.

Existen muchas academias especializadas en la preparación de pruebas de acceso a la universidad para mayores de veinticinco y cuarenta y cinco años. Una de ellas es el Centro universitario San Bernardo, ubicado en Madrid, y que ofrece una oferta formativa que permite una preparación eficaz, permitiendo flexibilidad para asistir a las clases.

En segundo lugar, estudiar una carrera te dará acceso a una gran cantidad de conocimientos que te permitirán profundizar en las áreas del conocimiento que más te gusten. Además podrás acceder a los cursos extracurriculares que ofrecen las universidades, que son variados y que te darán la oportunidad de aprender otros conocimientos. También te dan acceso al Erasmus, una beca con la que podrás estudiar en casi cualquier universidad del mundo, esta experiencia es clave para muchas personas que deciden realizarla.

En tercer lugar, la finalización de una carrera universitaria te da acceso a un título universitario, que te abre puertas. En muchas empresas te permitirá ascender en la escala salarial. Además, te da acceso a estudios de postgrado que te especializarán en materias muy concretas. Por último, te dará acceso al doctorado, que es una opción muy buena para investigar sobre un tema en concreto, obteniendo el grado de Doctor.

En cuarto lugar, y para finalizar, la carrera universitaria te permite formar parte de un colectivo con el que poder establecer relaciones laborales en un futuro. Te permite conocer a profesionales en la materia, que pueden ayudarte en tu trabajo. Y hoy en día los contactos son clave en el aspecto personal y profesional.