Franquiciarse en el sector de las tiendas de ropa

Autor   

Franquiciarse en el sector de las tiendas de ropa

El sector de las tiendas de ropa es bastante atractivo. Si llevas muchos años en este sector trabajando y quieras dejar de trabajar para otros, para ser tu propio jefe, lo primero que hay que saber cuál es la mejor forma de invertir y que salga adelante ese negocio.

Franquiciarse es realmente una opción muy buena, puesto que así contamos con e apoyo de una marca que nos proporcionará todo su poder social y mediático, así como una imagen ya creada y un nicho ya establecido al que dirigirse.

Hay franquicias que te abren la puerta a poder establecer el negocio como marca única, lo que significa comercializar solo productos de ellos o que un tanto por ciento elevado de catálogo que vendas sea de su marca, pero sin que sea necesario el franquiciarse.

Esta opción es bastante acertada, pues puede tener beneficio de lo que significa ser una marca que se conoce, pero sin tener que atarte como ocurre en las franquicias, donde hay que pagar el canon de entrada, los royalties o un porcentaje de la publicidad. Igualmente, es posible también poder llegar a montar una tienda de tipo multimarca que tenga productos de diversos proveedores.

Franquiciarnos es menos riesgo, teniendo el respaldo de la marca famosa y también de la importante garantía que asociamos a su imagen. Esto hace que muchos opten por esta vía, pues hace que puedas partir con un impulso mayor y una fuerza que quizá es más complicado de lograr haciendo el camino por uno mismo.

Eso sí, se le añaden otra serie de ventajas de carácter financiero, pues es bastante lógico que una multitud de franquicias establezcan una serie de acuerdos con los bancos, lo que ayudará a encontrar la financiación que necesitas si quieres franquiciarte para lanzar tu propia ropa.

El franquiciado también tienes que saber que se puede beneficiar de los conocimientos que pueda tener el franquiciador, lo que le permitirá anticiparse a los posibles problemas que pueda haber y evitando problemas que puedan llegar a producirse debidos a la falta de la experiencia, contando con un apoyo importante.

Desde el Grupo Reprepol, que llevan años en el sector, creen firmemente que los emprendedores necesitan varias opciones y muchas veces el contar con especialistas que les pueden allanar el camino es más sencillo. Ellos en concreto son líderes en moda infantil monomarca y multimarca. En su caso ellos conocen bien el mercado de moda infantil y saben de las posibilidades y de lo que realmente quiere el público.

El concepto de tienda monomarca podemos decir que su funcionamiento es parecido a los de las franquicias de ropa infantil más habituales, pero conservado la identidad y también la independencia sin tener que estar asumiendo los costes que puede suponer la apertura de una franquicia.

Algo que debes mirar es que sea una franquicia que tenga una dilatada experiencia en el sector, lo que puede hacerles ser conscientes de que todos los comienzos son complicados y esta experiencia va a ser una ventaja con la que van a contar sus franquiciados.

De esta forma van a aconsejar personalizadamente sobre la estrategia más acertada para que tu tienda de moda sea realmente un éxito. Como es lógico, cada caso emprendedor es único, pero en cuanto tomes la decisión de montar una tienda o franquicia de ropa, lo normal es que si eliges una franquicia te apoye al 100%

Grupo Reprepol asegura que en solo 3 pasos se puede montar una franquicia, simplemente con subcribirse como socio del grupo y poniéndote en contacto con ellos para montar la tienda monomarca o de tipo multimarca, todo ello dependiendo de cada caso en particular y siempre con el asesoramiento de especialistas en el sector que saben lo que se tienen entre manos.

Seguro que después de haber leído todo esto te animas a valorar el poder montar tu propia tienda de ropa. Está claro que no será lo mismo si te estableces como franquicia a si lo haces por tu cuenta, pero eres tu el que debes valorar las virtudes y desventajas de uno y otro sistema. No existe el sistema perfecto, lo cierto es que cada una de las vías puede ser la mejor para cada una de las personas.

Si vamos por el lado romántico, desde luego que montar tu propia tienda con tu personalidad es lo más apasionante, pero el poder contar ya con un plan de negocio ya contrastado es más seguro y te dará ese mayor tranquilidad y confianza que seguro que necesitas en tus primeros pasos. Desde aquí si te animas te deseamos la mayor de las suertes.